Top citas
Identificarse

Registrar



0 item:
 x 

Tu carrito está vacío

Octavo mes de embarazo. Semana 32 - 36.

coconuts

 

Al inicio de este mes tu bebé debe pesar ya más de 1.5 Kg y para cuando acabe llegará a los 2.7 kg de peso y el tamaño llegará a ser el de un coco entero.

Tu bebé está ya casi del todo preparado para nacer y lo que hará en las últimas semanas será, sobretodo, ganar peso, así que no tengas prisa: mientras más tiempo esté en tu tripita mejor preparado estará al nacer.

Eso sí, ten en cuenta que ¡Si esperas gemelos el parto llegará en cualquier momento!

 

TU FUTURO BEBÉ:

El espacio de tu bebé en el útero se ha vuelto reducido, de manera que sus movimientos serán más limitados aunque no deje de moverse bastante a menudo y a finales de este mes tu bebé pasará un 90% del tiempo durmiendo. Eso sí, si notas una disminución en la frecuencia de sus movimientos debes informar al médico.

A tu bebé ya le funcionan los 5 sentidos y se pasa el día probándolos para que estén listos cuando salga. Escucha vuestras voces, observa todo lo que tiene a su alrededor y ya puede hasta diferenciar entre el día y la noche.

Sus huesos se están endureciendo, aunque el cráneo todavía no es sólido y no está fusionado aun para facilitar su nacimiento.

Su sistema inmune ya funciona de manera autónoma a parte del de la placenta igual que su sistema digestivo.

 

TU CUERPO:

Tu útero está muy grande y queda poco espacio para el resto de órganos, con lo cual la falta de respiración, el estreñimiento, las ganas constantes de hacer pis y el ardor de estómago pueden formar parte de tu vida diaria. Al menos, hasta que tu bebé se haya colocado para el parto, cabeza abajo en la zona de tu pelvis, lo que hará desaparecer estos síntomas. Notar patadas en las costillas es un buen indicio para saber que el bebé ya se ha colocado en esta posición.

Las articulaciones de tu cadera ya se están ablandando preparándose para el parto y puede que empieces a sentirte como un pato dando zancadas de un lado a otro. Entre eso y la tripita que cada día está más grande puede que te sientas un poco torpe e incluso que necesites a tu pareja para ponerte los calcetines y zapatos o cortarte las uñas de los pies.

La mayoría de las mujeres tienen problemas para dormir en esta última etapa, por todas las molestias ocasionadas por el embarazo y por los pensamientos acerca del bebé. No te obsesiones, tu cuerpo te está preparando para dormir menos y que estés entrenada cuando nazca el bebé.

También es normal la aparición de sangre en tu ropa interior, señal de que el cuello del útero se está preparando para el parto, aunque puedes tardar aún semanas. Además, si el calostro, la primera leche del bebé, aun no se ha manifestado prepárate para que aparezca pronto.

A partir de ahora tu peso aumentará unos 450 g por semana y probablemente ya hayas engordado entre 11 y 15 Kg a estas alturas. Que no te preocupe, ten por seguro que la mayoría los perderás en un sólo día y que el resto se irá fácilmente, especialmente si le das el pecho al bebé.

 

SALUD Y CONSEJOS:

Como se recomienda durante todo el embarazo, come en pequeñas cantidades y muy a menudo, sigue una dieta sana con suficiente fibra y sigue bebiendo mucha agua para evitar al máximo los efectos indeseables del embarazo. Si ves que tienes mucho ardor de estómago por las noches, puedes dormir con la cabeza y los hombros un poco levantados para reducir esta sensación.

La manera de metabolizar el azúcar en mujeres embarazadas cambia, con lo que puede ser que te sientas un poco débil o mareada antes de las comidas. Un tentempié saludable puede aliviar esta sensación de mareo, así que no lo dudes.

También será importante caminar, estate de pie y sentarse bien recta para minimizar los dolores de espalda y no te olvides de los ejercicios de Kegel para fortalecer los músculos pélvicos, ya que si los tienes fuertes la recuperación tras el parto será mucho más rápida.

No olvides que tu cuerpo consume mucha energía para preparar el nacimiento del bebé, así que descansa todo lo que puedas. Te aconsejamos que tengas preparado el equipaje para el hospital y un plan B por si tu pareja no está en casa en ese momento, si tienes más hijos para saber con quién se van a quedar o si surge algún imprevisto de última hora.

Habla con tu médico de las opciones que tienes para dar a luz y estate alerta de los síntomas del parto, como la pérdida del tapón mucoso o las contracciones, pero no te obsesiones. Eso sí, pregúntale todas las dudas y miedos que tengas para que cuando llegue el momento estés lo más tranquila posible.

Si notas síntomas como hinchazón severa o repentina, dolor abdominal, vómitos, náuseas, dolores de cabeza fuertes o manchas en la visión no esperes a la próxima visita, ves al médico de inmediato.

Y por último te recomendamos que ultimes todos los detalles para el nacimiento del bebé, pues puede que te falten cosas para comprar, ¡No olvides la sillita para el coche! ¿Has preparado ya la casa a prueba de bebés? Si no lo has hecho todavía un buen truco es ponerte a gatear y buscar todos los puntos peligrosos: cables de electrodomésticos que podrían caerse sobre el bebé de un tirón, lugares donde podría quedar atrapado o donde podría hacerse daño, etc.

¡Ya queda poco papis, en nada tendremos a nuestro bebé por aquí!

MonicaL nombre

Continuar leyendo
Valora este artículo del blog:
0
51 Hits
0 Comentarios

Logo2b

Av. Camí del Mas, 12B
08192 Sant Quirze del Vallès (Barcelona)
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

FOOTER Condiciones

Visítanos

mapa3cantons

FOOTER Información legal

En nuestra tienda
En nuestra web
En nuestro blog

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies.